1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (4 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…
¿Cómo Mejoro mis Resultados Personales y Profesionales? Perder el MIEDO A CAMBIAR

¿Cómo Mejoro mis Resultados Personales y Profesionales? Perder el MIEDO A CAMBIAR

Uno de los mayores retos que afrontamos las personas a lo largo de nuestra vida, tanto personal como laboral, es cambiar para obtener nuevos resultados. Como ya hemos hablado en otros artículos, existen cambios que conllevan una gran dificultad, puesto que tienen implicaciones en muchos aspectos de nuestra vida. Afrontar estos cambios suponen un gran reto y conviene informarse bien para tomar la decisión adecuada. Uno de estos grandes retos puede ser un cambio laboral y, por esto, ya compartimos las claves para afrontar un cambio laboral y conseguir el mejor resultado.  Sin embargo, cualquier cambio, por pequeño que sea, se puede convertir en un gran reto porque no estamos preparados para ello. En este artículo os queremos concienciar sobre la importancia de adaptarnos y perder el miedo al cambio que no nos permite obtener mejores resultados personales o profesionales.

Perder el miedo a cambiar

¿Cómo perder el miedo al cambio para obtener mejores resultados personales y profesionales?

¿Por qué necesitamos cambiar para mejorar nuestros resultados?

En el mundo actual nada es lo que era, sobretodo en el mundo laboral. Las nuevas tecnologías han cambiado todo. Los estudios que antes preparaban para ejercer una profesión quedan enseguida obsoletos. Lo que vale hoy, mañana ya no sirve.

Por eso, actualmente, es muy importante que las personas tengamos una gran capacidad de adaptación. Necesitamos estar preparados para cambiar, a veces, a un ritmo vertiginoso.

¿Por qué tenemos miedo a cambiar y cómo conseguimos superarlo?

Nuestra mente, sobretodo nuestra mente inconsciente, tiende a protegernos frente a los cambios; nos limita a la hora de enfrentarnos a nuevos retos; nos previene de los riesgos, de la pérdida de estabilidad.

Pero si no cambiamos, estamos perdidos en este mundo donde las empresas se reproducen como setas, donde la competencia es atroz.

Cambiar es lo que nos permitirá mejorar mis resultados, tanto en mi vida personal como en la laboral. Lo que importa y en lo que tenemos que centrarnos es en los resultados.

¿Qué podemos hacer para perder el miedo a cambiar?

La solución está dentro de nosotros. Hemos de luchar contra nosotros mismos, contra nuestros propios pensamientos, creando pensamientos nuevos que nos permitan vencer el miedo al cambio.

¿Cómo se crean nuevos pensamientos?

Igual que hemos creado esos pensamientos inconscientes (a base de mensajes de nuestro entorno, de experiencias vividas, de desconocimiento…), podemos crear nuevos pensamientos, transmitiéndonos a nosotros mismo nuevos mensajes y creando pensamientos positivos.

Si lo hacemos de forma constante, conseguiremos transformar nuestro subconsciente aunque sea en una pequeña parte. No será fácil, se necesitaría constancia, pero se podrá conseguir si ponemos empeño suficiente.

Creando pensamientos positivos, nuestro estado emocional mejorará y nuestras acciones darán lugar a mejores resultados, que es lo que, al final, importa.

¿Cómo obtenemos mejores resultados mediante el cambio?

Como decía Albert Einstein:

“La locura consiste en hacer siempre lo mismo y esperar resultados diferentes”

Los resultados son el final de un proceso:

Pensamientos -> Emociones -> Acciones -> Resultados.

Si quiero cambiar esos resultados, tengo que ir al origen: a los pensamientos. Si cambio estos, cambiarán las emociones, cambiarán las acciones y, por supuesto, cambiarán los resultados.

Conclusión: Cambio orientado a resultados

Nuestra mente no está preparada para el cambio. Esto implica que, cualquier cambio, por pequeño que sea, pueda hacernos sentir miedo. Sin embargo, tener una gran capacidad de adaptación es fundamental tanto en la vida personal como profesional.

A veces nos preguntamos: si lo he hecho todo bien, ¿por qué me ha pasado esto? Si analizamos con detalle el proceso, descubriremos que algo ha fallado. Si los resultados no son buenos, no sigamos por el mismo camino. Cambiemos nuestra forma de pensar, pues ya hemos comprobado que no hemos llegado a donde queríamos. Nuestra mente inconsciente no nos deja salir de la zona de confort en la que estamos instalados. Pero tenemos que hacerlo, es necesario, o nunca mejorarán los resultados.

A lo largo de nuestra vida hemos adquirido unos pensamientos que nos limitan a enfrentarnos a los cambios. Para perder el miedo al cambio, tendremos que cambiar estos pensamientos. Esto sólo lo conseguiremos generando nuevos pensamientos positivos y de forma constante.

Aprendamos a tomar decisiones, marquémonos unos objetivos concretos en un tiempo limitado y pongamos todo nuestro empeño en alcanzarlos. Merece la pena.

Si no estoy contento con mis resultados (ya sea a nivel personal o profesional) y sigo haciendo lo mismo, ¿cómo pretendo cambiar los resultados?

Comentarios

¿Os habéis enfrentado a algún cambio?¿Cómo habéis reaccionado ante él? ¿Qué pensamientos creéis que os han limitado a la hora de afrontar este cambio y cómo lo habéis enfrentado?

Si te ha gustado este artículo, quizás te interesen conocer cómo afrontar un posible cambio de ciudad o un cambio laboral.

Para ver artículos como éste, estar al día sobre el mundo laboral y resolver cualquier duda que tengáis, no dudéis en seguirnos en nuestra página de Facebook o nuestra página de Linkedin

Si tienes cualquier consulta o quieres conocer paro, sueldos, habilidades necesarias, tiempo de formación y mucho más sobre las profesiones que más te interesan y compararlas fácilmente, entra en queserademi.com

Catalina Escámez
Profesora

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (4 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Orientación laboral online para estudiantes y trabajadores.

queserademi.com es la herramienta digital que aporta a las futuras generaciones de trabajadores, orientadores laborales, padres de alumnos y profesores la información necesaria para afrontar la decisión de elegir una carrera profesional de un modo responsable y maduro.